Creía en la reencarnación

abril 28, 2010

Creía en la reencarnación

Tenía y sustentaba la opinión común entre nosotras las oficinistas… de que el alma, después de nuestra muerte, transmigra, mediante reencarnaciones, hacia otro ser… continuando así, sin fin, su peregrinación. Por consiguiente, la angustiosa cuestión del más allá, en definitiva, no me preocupaba.

Error éste que tú me refutaste con la parábola del rico Epulón y de pobre Lázaro, en la que Cristo enseñó que enseguida después de morir, sin reencarnaciones, fueron el uno al infierno y el otro al seno de Abraham (o lugar de los justos que, después de la Redención, ya es el cielo.

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *