Entrando en la Presencia de Dios

agosto 2, 2013

San Miguel Arcángel

 

 

 

Entrando en la Presencia de Dios

 

La señal de la cruz

.

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo.

.
Esta simple oración, aunque no parezca tiene el gran poder de nombrar el Santo nombre de Dios

.

Padre, Hijo y Espíritu Santo.


Filipenses 2:9-11

.
9 Por lo cual Dios le exaltó y le otorgó el Nombre, que está sobre todo nombre.

.
10 Para que al nombre de Jesús toda rodilla se doble en los cielos, en la tierra y en los abismos,

.
11 y toda lengua confiese que Cristo Jesús es SEÑOR para gloria de Dios Padre.

.

Oración de arrepentimiento

 

 ORACIÓN DE MANASES  NRSV APÓCRIFA

 

1. Oh Señor Todo poderoso, 
Dios de nuestros antepasados, 
de Abraham y de Isaac y de Jacob 
y de sus justos descendientes; 

.

2 . tu que hiciste el cielo y la tierra
con todo su orden;

.

 

3. quién encadenaste el mar por tu palabra de comando,
que confinó lo profundo y que sellaste con tu terrible y glorioso nombre;

.

4 en quién todas las cosas se estremecen,
y tiemblan ante tu poder,

.

5 porque tu esplendor glorioso no se puede aguantar,
y la cólera de tu amenaza para los pecadores es incalculable;

.

6 sin embargo, inmensurable e inalcanzable
es tu misericordia prometida,

.

7 Tu eres el Señor Altísimo,
de gran compasión, continuo cuidado, y muy misericordioso,
y tu te aplacas ante el sufrimiento humano.
O Señor, de acuerdo a tu gran bondad
Tu has prometido arrepentimiento y perdón
a los que han pecado contra Ti,
y en la multitud de tus misericordias
tu has designado el arrepentimiento para los pecadores,
para que puedan ser salvados.

.

8 por lo tanto tu, O Señor, Dios de los justos,
no has designado el arrepentimiento para el justo,
porque Abraham, Isaac y Jacob, no pecaron contra ti,
pero tu has designado el arrepentimiento para mí, que soy un pecador.

.

9 Porque los pecados que he cometido son más en número que la arena del mar;
mis transgresiones son multiplicadas, O Señor, son multiplicadas!
No soy digno mirar para arriba y ver la inmensidad del cielo
debido a la multitud de mis iniquidades.

.

10 Me siento pesado, como atado con muchas cadenas de hierro,
y por eso soy rechazado debido a mis pecados,
y no tengo ningún alivio;
porque he provocado tu cólera
y he hecho lo que es malvado en tu vista,
creando abominaciones y multiplicando ofensas.

.

11 y ahora doblo la rodilla de mi corazón,
implorándote tu amabilidad.

.

12 He pecado Señor, he pecado,
y reconozco mis transgresiones.

.

13 Honestamente te imploro,
perdóname, O Señor, perdóname!
No me destruyas con mis transgresiones!
No estés enojado conmigo para siempre, o guardes maldad para mi;
no me condenes a las profundidades de la tierra.
Porque Tu, O Señor, eres el Dios de los que se arrepienten.

.

14 y en mí tu manifestarás tu bondad;
porque, indigno aun como yo soy, tu me salvarás de acuerdo a tu gran misericordia,

.

15 y yo te alabaré continuamente todos los días de mi vida.
Porque toda la multitud del cielo canta tu alabanza,
y tuya es la gloria para siempre. Amen.

.

Credo Carismático basado en la Biblia

.

Yo creo en la Santísima Trinidad, en Dios Padre, en Dios Hijo y en Dios el Espíritu Santo, tres personas, un Dios. Yo creo que debo amar a mi Dios con todo mi corazón, con toda mi mente, con toda mi alma y con toda mi fortaleza, yo creo que debo amar a mi vecino como a mí mismo y que debo perdonarlo. Creo en los diez mandamientos, yo creo en las Sagradas Escrituras. Creo en Ti Señor Jesucristo, Tu eres el Hijo de Dios Vivo, mi Dios, mi Salvador, mi Redentor. Creo que tú eres la palabra de Dios, que estás eternamente presente con el Padre, yo creo que Tu viniste al mundo y te hiciste carne a través de la Bendita Virgen María y que fuiste concebido por el poder del Espíritu Santo. Creo en Tu palabra, yo creo en el poder de tu Evangelio, yo creo que tus palabras son las palabras de vida eterna. Creo que tu palabra abre el reino del cielo en todos los corazones. Creo que tú eres la luz del mundo y el Camino a seguir, tú eres la Verdad y tú eres la Vida. Creo que cada palabra de tu Evangelio es para mí y que puedo ser moldeado por ella si la acepto en mi corazón. Creo que si guardo tu palabra tendré vida eterna, que tu y tu padre me amarán y que tu te revelarás ante mí y harás una morada en mí porque soy el templo de tu Espíritu. Creo que si guardo tu palabra, tu me acompañarás con signos y maravillas porque tu así lo haz dicho, y que puedo hacer las mismas cosas que tú hiciste porque ésta es tu Voluntad.

.
Creo que tú eres mi Señor y Salvador personal y que tu diste tu vida por mis pecados, sufriendo los tormentos más grandes, yo creo que tu tomaste sobre tu cuerpo crucificado todos los pecados de la humanidad, del pasado, del presente y del futuro y que por tus heridas somos sanados, por tu muerte tenemos vida, y por tu resurrección viviremos eternamente.

.

Creo en tu misericordia que es insondable, yo creo que tu atrajiste a toda la humanidad en la cruz y que debo venir a ti para ofrecer al Padre Divino tu sacrificio como la reparación por todos los pecados.

.

Creo en tu poder sanador que es el poder de la Resurrección.

Creo que después de tu muerte tu resucitaste y que ascendiste al padre para interceder por nosotros y para preparar un lugar para nuestras almas.

Creo en el Espíritu Santo, el Espíritu del Padre y tu Espíritu a quien tu enviaste en Pentecostés para unirnos en tu cuerpo místico como la iglesia,

creo que tu nos bautizas con el fuego de su Espíritu Santo el cual nos hace nuevas creaciones, hijos verdaderos de Dios.

Creo en la Santa Iglesia Católica y todas sus enseñanzas, creo que los sacramentos que son encuentro contigo y

creo en el poder infinito de la Santa Misa que es la reconstitución no sangrienta de tu sacrificio en el Calvario.

Creo que tu Voluntad es de que seamos santos para nuestra salvación y para tu gloria.

Creo en la pureza y en la santidad de la Bendita Virgen María tu madre,

yo creo que tú la has levantado por encima de toda tu creación,

yo creo que ella es nuestra madre y que ella es la que tiene el gran poder de intercesión para ayudarnos y que ella tiene gran poder sobre el demonio para protegernos.

Creo en el poder de la intercesión de los santos y te rezo Señor para que aumentes nuestra fe, confianza en ti y caridad.

.

Oraciones pidiendo intervención divina.

.

Padre Nuestro


Padre nuestro, que estás en el Cielo, santificado sea Tu nombre; venga a nosotros Tu Reino; hágase Tu Voluntad, así en la tierra como en el cielo.

Danos hoy nuestro pan de cada día; perdona nuestras ofensas como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden; no nos dejes caer en tentación y líbranos del mal. Amén.

Ave María


Dios te salve María, llena eres de Gracia, El Señor es contigo, bendita Tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús.

Santa María Madre de Dios, ruega por nosotros los pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.

 .

San Miguel Arcángel

San Miguel Arcángel, defiéndenos en la hora de la batalla, que seas nuestro resguardo en contra de la maldad y de las trampas del demonio, que pueda Dios restringirle, nosotros humildemente te rogamos y que puedas tu, O Príncipe de la Multitud Celestial, por el poder de Dios, arrojar al infierno a Satanás y a todos los malos espíritus que rondan por el mundo, buscando la ruina de almas. Amen. 

.

Salmo 68:1-21 Dios se levanta; Sus enemigos son desbandados y esos que Lo odian, huyen ante Él. 2 Como el humo es expulsado, ellos son expulsados; como la cera se derrite ante el fuego, también los malvados perecen ante la presencia de Dios.” 

Oración de Liberación y Sanación

 

Fuente; el Trabajo de Dios

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *